El tatuador posteó una historia en sus redes sociales con un dibujo que hizo durante el juicio y el Tribunal pidió «guardar el orden».

En el día de ayer sucedió algo insólito en el juicio contra el tatuador Patricio Pioli, que llamó la atención a todos los integrantes en la sala, cuando el acusado retrató en un dibujo a los integrantes del Ministerio Público Fiscal, los filmó y le puso música en una «historia» en sus redes sociales. 

El video rápidamente se viralizó en La Rioja, y San Juan, y hasta medios de la vecina provincia publicaron notas al respecto.

El fiscal Luis González hizo uso de la palabra para indicar que, «señores jueces, esta publicación en lo personal, en lo subjetivo, en nada afecta al honor de las personas que hoy representamos a la Fiscalía, sin embargo, se advierte que habiendo sido fruto o consecuencia de la manipulación de un dispositivo de comunicación electrónico, es decir un celular, que permite la comunicación con el exterior, esta conducta que despliega el imputado es, al menos, inconveniente en cuanto al artículo 398, del Código Procesal Penal, que indica cuál es la conducta correcta que debe observar durante el transcurso de las audiencias».

Pidió «llamar la atención o disponer medidas que sean tendientes, pertinentes o conducentes para que se mantenga el decoro y el buen desarrollo de las distintas jornadas de debate». 

«Más allá que esto sea entendido como afrenta al derecho a libre expresión y manifestación, y con ello al constitucional derecho de defensa en juicio, entendemos que se trata en el caso concreto, de la posibilidad que tendría el imputado de manipular un  medio de comunicación, para comunicarse que permitiría en su caso comunicar un testigo con otro, para hacer saber lo que se está declarando, lo cual esta vedado en el artículo 415 del código de procedimiento penal», consignó González. 

El abogado defensor Juan Carlos Pagotto

«Todas las partes tenemos nuestros dispositivos, ya sea notebook, computadora o teléfono celular, y los ponemos a disposición para que durante el desarrollo de audiencias queden en Secretaría», propuso. 

El Tribunal, presidido por la doctora Edith Agüero corrió vista a las partes del pedido de Fiscalía, por lo que el querellante particular, Sebastián Andrada se manifestó «conforme al deber de buena fe y colaboración pongo a disposición el dispositivo móvil». 

Luego, dio paso a la defensa para que exponga su parecer respecto del pedido de Fiscalía, y en la voz del doctor Juan Carlos Pagotto, se negaron a la postura. Pagotto: «Pioli fue objeto de un fusilamiento mediático»«No sé si sentirme dolido u ofendido. En primer lugar vi en redes sociales que salieron fotos de las audiencias incluso con tres policías rodeándolo a Pioli como si fuera Al Capone. Vi que de aquí, cuando salimos, los periodistas conocen perfectamente lo que ocurre acá. Esto es de público y notorio conocimiento, lo que me exime de probanza», comenzó indicando el letrado, de larga trayectoria en el derecho penal.

Continuó indicando que, «quiero ver cuál es esto que puede llegar a ofender al Ministerio Público, o que se sienta agredido, porque yo también me puedo sentir agredido cuando salimos, para ver quién dirige a las chicas que nos gritan barbaridades. Es un delito de sedición que vengan a imponer al tribunal determinada sentencia». 

«No veo la razón de ser que trae la Fiscalía, salvo la de victimizarse y hacer causa común mientras a Pioli se le prohibieron un montón de cosas, fue objeto de un fusilamiento mediático. Esto me parece de dudoso buen gusto», sostuvo. «El artículo 398, habla de la asistencia del imputado, a no ser que se sientan agredidos los de Fiscalía por la presencia de Pioli y lo único que quedaría es que lo sienten mirando la pared», advirtió. En ese marco expuso: «Pido copia de la presentación, me voy a hacer una presentación ante el procurador general como últimamente se le dio por llamar al pomposo órgano extra poder para que se tomen medidas». 

«Es altamente subjetivo que siempre se traiga este tipo de cuestiones», afirmó. Por otra parte deslizó: «Me llama la atención la reiteración de este tipo de conductas procesales. Esta defensa jamás hizo cuestionamientos fuera de lugar ni se apartó de la ley». «Me sorprendió porque veníamos en audiencias bastante tranquilas, me sorprenden estas actitudes, no conozco el texto ni la música, no soy rapero ni me interesan esas cuestiones. Si tuviera que darme por ofendido por las cosas que se publican en redes sociales, es no digo el doctor Cucco que hasta lo denunciaron porque esto se transformó en un show. Y yo no quiero que en esta sala este juicio sea un show porque si va a ser un show, los sujetos esenciales estamos de más», dijo asimismo. 

«Pido que no se agregue pero si el tribunal resuelve que nos den copia en que puede afectar el proceso del juicio y que se ordene una investigación», consideró. «Me parece tan pueril esto que me parece que no es propio de un proceso penal. Al cual tengo un respeto absoluto porque es la respuesta del derecho a un determinado problema social», aseguró por otro lado. «Si lo vamos a tomar de otra forma, replanteémonos primero la vocación de abogados», apuntó y agregó que, «debo suponer que estén mandando un mensaje subliminal y esta imputando que estamos preparando testigos». 

«Me opongo a la incorporación porque es inconducente y aparte la considero ofensiva», acentuó. «Aquí señores jueces tiene más derecho un periodista o un notero que un abogado. Ustedes relevan del secreto profesional y uno tiene que hablar», señaló. El Tribunal decidió «guardar el orden y una conducta conveniente».

Por María Victoria Yampa

Nueva Rioja

Por admin