En el día de ayer el gobernador Ricardo Quintela envió una carta documento a la editorial Perfil intimándolos para que en un plazo perentorio e improrrogable de 24 horas «proceda al cese de la difusión del contenido injuriante emitido como así también a su rectificación» respecto de la nota publicada el 15 del corriente por Pedro Paulin en el diario digital.

Quintela accionó de manera legal a través de una carta documento a raíz de la nota publicada en el sitio web www.perfil.com titulada «La Rioja: entre el chavismo y la crisis política» artículo que el primer mandatario riojano consideró «se emiten de forma intencional y maliciosa, acusaciones de ostensible falsedad, como así también una serie de calificativos agraviantes hacia mi persona, incurriendo en conductas ilegales previstas en la legislación vigente».

En ese sentido, Quintela hace hincapié en que «sin perjuicio de vuestro derecho constitucional a publicar ideas por la prensa sin censura previa, los calificativos denotativos sobre la capacidad intelectual de cualquier persona, como así también la referencia a denuncias de corrupción formalmente inexistentes, por hechos también inexistentes, como la compra del Hotel Naindo de la Capital, el café ‘Joaquín’ y la compra del local ‘El Ciervo’ constituyen un límite razonable e infranqueable».

Asimismo consideró que las expresiones vertidas en la publicación por Paulin «resultan falsas y afectan profundamente el derecho de la sociedad en su conjunto a ser informada de modo veraz, plural y respetuoso, dentro de los parámetros inherentes a nuestra forma  democrática de gobierno» y que también importan un accionar «malicioso, temerario, imprudente y excesivamente despreocupado».

Por lo mencionado es que el Gobernador decidió enviar la carta documento intimando a la Editorial Perfil para que en un plazo perentorio e improrrogable de 24 horas «proceda al cese de la difusión del contenido injuriante emitido como así también a su rectificación».

El Independiente

Por admin