Trabajadores PEM pertenecientes a la comuna reclaman el pase a planta y los salarios que les adeudan. Piden que la intendenta Inés Brizuela y Doria se acerque al lugar para entablar un diálogo y llegar a un acuerdo. No hay atención al público en el edificio.

Graciela Pacheco, precarizada, en contacto con El Independiente destacó en la mañana de este miércoles: “La Intendenta nos ilusionó con una planta. Cobramos el primer sueldo de planta y de repente nos bajó a precarizados de vuelta. Nos deben sueldo, quincenita, bono. Compañeros que fueron nombrados a planta y que directamente no se les depositó nada. Si de Nación se les quitó la Asignación por Hijo, porque los papeles llegaron a Nación. La Intendenta se encargó de que llegaran los papeles pero no de mandarnos la plata».

“Yo pertenezco a Electromecánica, hay compañeros precarizados de Rentas y Cepar. Nos movilizamos de forma pacífica, no queremos agredir a nadie, ni hacer fuego, ni insultar a nadie, ni romper. Tenemos la esperanza de volver a planta y volver a trabajar” remarcó la mujer.

Pacheco pidió que la Intendenta “se haga cargo de la planta, que nos deposite el dinero que nos corresponde y que nos reconozca como planta. Empezamos el reclamo ayer con 8 personas hoy tenemos más de 25 personas. De aquí no nos vamos a mover, recién la directora de rentas con otras personas que mandaron de Intendencia nos dijeron que nos harán una denuncia porque impedimos la entrada a los empleados de planta permanente. De aquí me sacan muerta, me voy a encadenar y no me voy a mover hasta que no nos den una solución”.

Fuente: El Independiente / Fotos gentileza de Raúl de la Fuente