*Por Juan Pablo Parrilla

María de los Ángeles González, la vecina de Chilecito que presentó un pedido de juicio político contra el viceintendente Sebastián Gutiérrez por el préstamo irregular de una camioneta oficial, ratificó su presentación y reconoció su firma. Fue en el marco del caso del concejal Federico Zalazar, quien protagonizó un accidente en Villa Unión mientras conducía borracho.

Según el acta, González se presentó ayer ante la Secretaría Deliberativa del Concejo Deliberante de Chilecito, al cual pertenecía la camioneta que chocó contra una moto mientas Zalazar conducía. La vecina había sido citada para ratificar el contenido de su denuncia y reconocer su firma.

González fundó su pedido de juicio político en una ordenanza municipal que regula el uso del parque automotor del Concejo Deliberante. Aseguró que Gutiérrez habría violado esa norma, lo que configuraría los delitos de incumplimiento de los deberes de funcionario público, mal desempeño de sus funciones y abuso de autoridad.

Fuentes del órgano deliberativo explicaron a EL FEDERAL que para que proceda el mecanismo de juicio político no es necesario que haya un delito penado por la justicia. Y que el siguiente paso, en caso de prosperar el proceso, sería la conformación de una comisión investigadora de tres concejales, tal como ocurrió con Zalazar, quien fue destituido, pero sin llegar al juicio político, lo que abrió una polémica.

La ordenanza en cuestión es la 3178/2103, que establece, entre otras cosas, que fuera de los días y horas de trabajo los vehículos deben permanecer estacionados. Además, la camioneta debería haber estado identificada como parte del Concejo Deliberante. Esto hubiera permitido cierto control ciudadano sobre su uso.

Por admin